CR. La aprobación de la pesca de arrastre me atraviesa. Sofía Barquero Mata

Han sido años estudiando el tema, planteando recursos legales, escuchando argumentos anti ciencia y anti sentido común.

Hasta ahora, nunca se había aprobado como ley, porque se trata de una práctica tan groseramente contraria a Derecho, que hasta la torcida Sala Constitucional tuvo que frenarlo en varias ocasiones. Se puede torcer el Derecho, pero no tanto. Tenía que darnos la razón.

Hoy, los discursos fundamentalistas, irracionales, antijurídicos ganan entre el populismo, la mediocridad y la mezquindad que adornan la Asamblea. La Sala Constitucional también se traiciona a sí misma y se trae abajo principios básicos del Derecho Ambiental.

Me atraviesa la desesperanza. Como ecologista me dan ganas de llorar los daños a los ecosistemas marinos y a las poblaciones costeras. Como abogada, me duele ver el ordenamiento jurídico ambiental torcido, desvirtuado. Como asesora, me pregunto cuál será el límite de este Parlamento, que cada vez que sesiona le roba la esperanza a un montón de gente.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s