CR. ¿Y el empleo informal? Luis Paulino Vargas Solís

¿Y el empleo informal?

Reiteradamente escuchamos a representantes de las cámaras empresariales, exigir más presencia en las mesas de diálogo, porque dicen ser los que aportan “el 86% del empleo”.

No sé si el paso siguiente será exigir que un 86% de la Asamblea Legislativa sea conformada por personas designadas por las cámaras. Al resto de desarrapados (pa’ que no nos falte), nos quedará el otro 14%. Digo yo…

Pero, bueno, la historia aquí gira alrededor de la cuota de empleo. Y esa es una historia más bien mentirosilla.

Primero, porque una dosis sustancial de ese empleo es aportada por micro y pequeñas empresas, muchas de las cuales no son asociadas a ninguna de las cámaras empresariales tradicionales, o, si lo fueren, no tienen incidencia alguna en la conducción de esas cámaras.

Pero, por favor, no olvidemos lo siguiente: a lo largo de los últimos 10 años, entre un 42 y un 46% del empleo total es informal. O sea, grosso modo, la mitad de todo el empleo aportado por el sector privado es informal. Y ese empleo informal no está vinculado a ninguna cámara empresarial, cuando más bien los informales son cordial y atentamente aborrecidos por los empingorotados personajes que dirigen esas cámaras.

De modo que, y haciéndoles un favor, debemos partir por la mitad la representación que reclaman tan distinguidas organizaciones empresariales.

Una última preguntilla: esos centenares de miles de trabajadoras y trabajadores informales ¿qué cuota de representación tienen en estas “mesas de diálogo”?

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s