CR. Brindo por la UCR en sus 80 años. Edmundo Retana Jiménez

No me gradué en la UCR. Lo hice después en otra universidad en una carrera que no se impartía allí. Sin embargo la huella de la UCR en mi vida fue decisiva. Fui un estudiante sempiterno de la carrera de Filología en una época de oro. Joaquín Gutiérrez, Emilia Macaya, Jézer González, Álvaro Quesada y muchas otras figuras de las letras costarricenses fueron mis profesores.

Fue bajo el influjo de la amistad y el magisterio de don Joaquín Gutiérrez que me hice escritor. Como alumno regular fui francamente malo, pues lo que me interesaba era la escritura. Pasaba horas leyendo literatura en la Biblioteca Carlos Monge, libros que muchas veces no tenían que ver con las materias que llevaba.

Pero en esas aulas, en esos jardines y senderos llegué a la poesía, a la amistad y al amor.

Brindo entonces por la UCR en sus 80 años. Un bastión del conocimiento y la cultura costarricense. Una institución pública de enseñanza superior donde los que veníamos de barrios populares podíamos caminar por las grandes alamedas donde el pensamiento y el arte florecían con gracia y esplendor!

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s