CR-TURRIALBA-Buen Vivir. Petroglifo “Quetzalcoatl” en Santuario de tierras altas (fotos).

Un día de estos, una amiga arqueóloga de nombre Ifigenia Quintanilla, escribía una nota relacionada con “el nombre de las piedras”, que se ubican en distintas partes del país.

En los santuarios del Buen Vivir se cuidan los ríos, los bosques, las abejas, los colibríes y las mariposas, también se cuidan las piedras. Una de ellas fue descubierta hace un año, cuando nos encontrábamos sembrando con el amigo William Romero en Santuario Quetzales, tierras altas del volcán Turrialba.

En junio del presente año echamos la pala para tratar de limpiarla y sacarla, pero sorpresa: era tan grande que no fue posible. Entonces tomamos la decisión de dejarla en su sitio. Desde el principio sentimos que esa piedra era como el corazón de la madretierra y que al sembrar la buena semilla, sería la buena compañera que protegería el bosque y la cosecha.

Entonces tomamos la decisión (junto a los amigos Alfonso y José) de hacer un glifo, herencia de nuestros mayores en las culturas de Abya Yala (aztecas, mayas, toltecas) y de la cultura cercana “guayabo”.

El encargado sería Alfonso Durán, escultor del Buen Vivir, vecino de Desamparados de San José. Éste es el diseño:

Diseño propuesto por Alfonso

El 8 de julio una brigada de voluntarios del Buen Vivir de nombre Quetzales (Edgar, Carlos, Alfonso y Edison) viajó al Santuario a hacer trabajo voluntario y dio inició el proceso de grabar el petroglifo de nombre Quetzal, recordando a Quetzalcóatl de la mitología azteca y cuyos grabados también se encuentran en la piel de los dos Edison (padre e hijo).

Diseño que identifica a los Edison padre e hijo

Quetzalcóatl, la leyenda de la Serpiente emplumada (Wikipedia)

Quetzalcóatl fue una de las deidades prehispánicas más importantes, su culto estuvo presente en la civilización olmeca, tolteca, teotihuacán, maya y mexica.

El origen de su nombre viene del náhuatl “Quetzal”, ave de hermoso plumaje y “Coatl” serpiente, lo que hace la “Serpiente Emplumada”.

Quetzalcóatl, en las pirámides de Xochicalco

Quetzalcóatl, en las pirámides de Xochicalco

Esta deidad representa la dualidad inherente a la condición humana: la «serpiente» es cuerpo físico con sus limitaciones y las «plumas» son los principios espirituales del conocimiento, cultura, filosofía, y fertilidad.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s