CR-Recuerdos del INS. Haydé Tosi Fallas. Por José Alberto Redondo Segura

el

“FALLECIÓ HAYDE TOSI FALLAS”

Elevo una oración de agradecimientos muy sentida hasta Hayde en su nuevo estado en la Gloria del Señor.

Mi mente está llena de recueros de Hayde en los tiempos del viejo INS donde el pequeño tamaño del edificio permitía vernos como verdaderos hermanos. Fue muy participativa en la parte social y humana de esa linda época del INS donde cada empleado sentía solidaridad y cariño por todos los demás. En eos tiempos teníamos un grupo compuesto por Luis Mastroeni, Jenny Peck (q.d.D.g), Leda Arguedas, Marlene Cabezas, algunos más cuyos nombres no recuerdo y este servidor, quienes organizamos un grupo de teatro teniendo como profesor a don Carlos Catania, muy apoyados por el subgerente de entonces don Ricardo Monge y Haydé Tosi en el Depto. de Personal (Recursos Humanos) En poco tiempo pudimos interactuar con los grupos de teatro de la UCR y otros del país. Haydé casi llora cuando nos fue a ver al Teatro Nacional en un programa con otros grupos. También la tuvimos apoyándonos en la organización, por dos años consecutivos, de un inolvidable Talent Show con la participación artística de una gran cantidad de empleados. Empezábamos a las 5pm y eran las 11pm y no habíamos terminado. Como el Hall era grande, permitía hacer bailes, canciones, teatro, declamaciones y muchas otras cosas. En el segundo piso, a manera de Balcón, se aglomeraba el Público que no se cansaba de aplaudir.

De Haydé recuerdo muchas cosas pero su sonrisa la llevaré en mis recuerdos hasta el día que le haga una visita en el cielo. Además de ser una mujer muy linda, también era muy firme y no permitía mechudos ni extravagancias en los empleados. Fue mi jefe en personal pero eso no impidió que llegáramos a ser grandes amigos. Trabajándo yo en la Dirección Actuarial, llegó un día a mi escritorio y muy triste me contó que había sido muy ofendida por un funcionario de alto rango y necesitaba hablar con un amigo para desahogar su mal rato. Era tan buena compañera que no me dió el nombre del ofensor pero lloró largo rato. Me partió el corazón imaginar cómo se podía ofender a tan encantadora y noble persona. Haydé tuvo muchas dolencias y varias opereaciones pero eso nunca borró de su cara su sonrisa. Algunos compañeros de la época como el otro Jefe de Personal don Guillermo Rojas va a estar conmigo en lo que les he contado. HAYDECITA, DE SEGURO ESTÁS DISFRUTANDO DE LA GLORIA DEL SEÑOR CONVERTIDA EN EL ANGEL DE LA SONRISA. TE QUEREMOS Y RECORDAMOS MUCHO. .

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s