Las decisiones razonadas pueden no ser atractivas políticamente pero deben de defenderse. Por Ronald Corrales Leon.

el

Siempre he tenido como principio el escuchar las propuestas para razonar mí apoyo o no a los diferentes proyectos que llegan al Gobierno Local, para modificar mis propias propuestas y sé que el ejercicio de ceder en política no es sencillo pero necesario, he llevado así estos 3 años en el Concejo Municipal, anoche expuse mí oposición a una donación de terreno para la construcción de un centro diurno para adultos mayores no porque este contra esa población, cómo se me acusó, sino por la falta de un proyecto planteado que nos diga cómo se va a construir, sostener financiera y administrativamente… En su momento ofrecimos poner a disposición las capacidades que existen en la municipalidad para lograr eso y dar paso a la donación, pero se hizo a un lado prefiriendo la vía rápida, característica del clientelismo político, y se donó el terreno antes de redactarse el proyecto.

De verdad espero que dicho centro diurno llegue a buen puerto, pero ahora sobre la barcaza de la improvisación, lo cual no es lo ideal en la gestión público y que estos ataques que se dirigen hoy a mí para desprestigiar mí gestión y mí disposición para con la población adulta mayor se detengan, que se me expongan de frente las diferencias y las resolvamos y no por detrás, con falacias y ataques personales carentes de argumentaciones.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s