CR. Y nadie dijo nada. Por Gonzalo Castellón

SE MURIÓ DON RICARDO ULLOA BARRENECHEA, y nadie dijo nada. Voy a hacerlo yo, para que al menos se le recuerde más de los quince minutos que la ingratitud y ligereza del costarricense acostumbra dedicar. Al humanista, hombre culto, pianista y compositor, pintor distinguido, estudioso y docente apasionado, dedico estas breves líneas. Acaso mereciera el MAGÓN por encima de otros que dejaron dudas. Fue mi profesor de Historia de la Música en la Escuela de Artes Musicales. Hombre retraído, más bien tímido, de hablar pausado y esquivo. Dio mucho a la cultura de la Patria, sin esperar nada a cambio. Paz a sus restos. Esperamos un justo homenaje post mortem a su digna memoria.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s