EL SALVADOR. Mártir. Sergio Erick Ardón Ramírez

Oscar Arnulfo Romero fue un salvadoreño noble y honesto que recibiò un tiro en el corazòn que le produjo la muerte.
En unos dìas serà canonizado por la Iglesia Catòlica de la que formaba parte como obispo de San Salvador.
De ser un religioso pasivo y neutro pasò, ante lo que acontecìa, a convertirse en activo opositor de los desmanes que veìa que diezmaban al pueblo, su pueblo.
Asì fue comprometièndose en la lucha por un paìs màs justo y mejor, y radicalizando su visiòn de las cosas.
Eso le costò la vida. En plena Eucaristìa un tirador lo matò.
Los responsables fueron identificados. Militantes de la extrema derecha salvadoreña, ligados al ejèrcito represivo, el mismo ejèrcito que invadiò la universidad de los jesuitas españoles y matò a cinco de ellos.
Amado y venerado por su pueblo, ahora la Iglesia reconoce su valor y enaltece su sacrificio. En buena hora.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s