En Talamanca, nuestra tierra. (Severiano Torres)

Otro día van a mi casa familia, a disfrutar la bucólica montaña, donde los árboles juegan a placer con las nubes.
La Talamanca, nuestra tierra, sitios de historias, saberes, donde se escuchan múltiples narraciones sagradas de las voces de nuestros ancestros, bajo la sombra de un frondoso árbol del Zapatero, allí se escucha el silencioso susurro de las aguas, los vientos que pasan y revolotean las hojas, los dulces y melodiosos conciertos inconclusos de los pájaros, las ranas multicolores y las bulliciosas chicharras que rompen el silencio de la noche bajo el dalabuluktö estrellada. Luego ir a Puerto Viejo a cubrirse con las olas de la mar Caribe. Lugar de encanto. Para descansar a placer.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s