CR. Cinco años sin Jairo Mora. José Solano

 

Pasa rápido el tiempo. Hace cinco años, una semana después, visité Moín y conocí a la mujer que le dio vida y a las hermanas que lo querían.

Que duro es saber que su muerte fue por algo más que huevos de tortugas. Es hoy una descorazonadora realidad que murió porque a este sistema de muerte le estorbaba, porque ese joven defensor de tortugas era un obstáculo para un negocio multimillonario.

No, no fueron hueveros los que lo mataron. Fueron poderes superiores, mismos que, sin temor a equivocarme, comen hoy en la mesa del poder político en la más absoluta impunidad.

APM sigue para el goce y disfrute de unos pocos.

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s