CR. José León Sánchez, nació en Cucaracho de Río Cuarto. Víctor Polini

2018-10-5.
José León Leonel Sánchez
Nació el 19 de abril de 1929 en Cucaracho de Río Cuarto, un rancherío de indios huetares, ubicado entre las fronteras de Costa Rica y Nicaragua. Su nombre indígena es Ocelotl, como el felino de la región (Leopardus pardalis). Fue bautizado por un sacerdote católico, que heredó sus apellidos (Sánchez Alvarado) a los 700 habitantes del pueblo.

En el año 1963, teniendo Costa Rica setecientos mil habitantes, inspirada en la recomendación del profesor universitario español Constantino Láscaris, se crea el primer concurso literario. José León Sánchez gana el primer premio con el cuento «El poeta, el niño y el río». En la obra ceremonial de premiación se le entrega el segundo premio a Constantino Láscaris y se anuncia que el primer premio no se puede entregar por algunos problemas. Láscaris, ayudado por dos de sus estudiantes, colocan una silla bordada de oro con un ramo de rosas para que el reo reciba su premio, haciendo alusión a que si no se entrega el premio a José León, él tampoco recibe el que le corresponde.

En sus treinta años de presidio y en la colonia, José León constituye bajo la egida del Lic. Joaquín Vargas Gené, el Primer Gobierno de los Penales del Mundo, del cual se le nombra presidente, inspirado en las ideas del jurista español Jiménez de Azua. Como gobernante del presidio forma el primer periódico, la primera escuela penitenciaria, escribe el primer texto de enseñanza para reos, funda la primera biblioteca bajo el auxilio de la Universidad de Kansas y funda también la primera Orquesta Penitenciaria y el primer banco de sangre de Costa Rica.
En el año de 1988 la Sala Constitucional de Costa Rica hace una observación sobre el caso José León Sánchez, ese mismo año la Corte Suprema de Justicia de Costa Rica, Sala III declara a José León Sánchez inocente del crimen de la Basílica.

La Iglesia católica por primera vez en la historia del país le pide perdón por haberle declarado autor de un sacrilegio en el año de 1950.
En 1963, la noticia de que un reo había ganado el Primer Premio del cuento de los Juegos Florales, causó asombro en Costa Rica. Este es el mismo presidiario al que Costa Rica le rinde homenaje un día en el Teatro Nacional ante una silla vacía, que simboliza su nombre ausente en la lejana isla de San Lucas, por ganar el premio Juegos Florales 1963 con el cuento «El poeta, El niño y El río».

Dos años después ganaba un premio internacional de literatura con su obra «Cuando canta el caracol», en el Festival de Artes y Letras de la República de Guatemala.

La Editorial Costa Rica ha publicado sus mejores cuentos bajo el título «La Cattleya Negra». Se le otorgó el Premio Nacional de Literatura Aquileo J. Echeverría en 1967. Recibió Mención de Honor de los Juegos Florales Costarricenses-Centroamericanos, en 1969, con la novela «La Colina del Buey».
José León Sánchez, autor de La isla de los hombres solos y Tenochtitlán: la última batalla de los aztecas, recibió el premio Magón 2017 el más grande e importante que otorga el Estado por una vida dedicada a la cultura.

*Fotografía: El niño y el hombre

Comentarios

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s